Un domingo de verano sin un brunch no es domingo.

Ayer fuí con mi mujer a disfrutar del #brunchdavall al Hotel St. Regis Mardavall. Un brunch delicioso en un ambiente selecto con música en vivo.

La experiencia ha sido muy buena. Empezando por la atención, terminando por el ambiente y pasando por la calidad de la comida.

Al llegar al hotel nos recibieron amablemente y nos acompañaron, bajando la gran escalera del hall, hasta la terraza del restaurante. El hall del hotel es amplio y elegante, con la justa luz para crear un ambiente diferente, al nivel de la categoría del hotel. Desde el mismo hall se accede al Restaurante Es Fum, al bar y a la terraza.

Nos sentamos en la terraza, al aire libre pero en la sombra, rodeados de un precioso jardín con flores de colores.

La música en vivo puso la guinda en el pastel a la velada.

El #brunchdavall es en forma de bufé, por lo que puedes servirte tú mismo y elegir lo que más te apetezca. Una decisión dificil, ya que todo lo que nosotros probamos estaba exquisito.

Para terminar el #bruchdavall un buen postre no podía faltar… Y estuvo a la altura.

Después de comer dimos un paseo por el hotel y los jardines y pudimos comprobar que efectivamente tiene la categoría que tiene por algo. Elegante, bonito, espacioso, unos jardines preciosos y un servicio diez… Así es el St. Regis Mardavall.

¿Cómo llegar?

El Hotel St. Regis Mardavall está situado en Portals.